PFS Grupo registra su Huella de Carbono para el ejercicio 2020.

A medida que avanza el tiempo, las medidas tomadas para la protección del medioambiente progresan y también lo hacen las empresas.

Tras el Protocolo de Kioto, fecha en la que los países desarrollados y en transición comprometieron a reducir sus emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI), la sensibilización y concienciación pública y empresarial en este sentido ha experimentado un significativo crecimiento.

Para el período comprendido entre los años 2021 y 2030, la Unión Europea (UE) ha propuesto una serie de compromisos, entre los que destacan:

  • La reducción de la huella de carbono en un 55% con respecto al año 1990.
  • El fomento de las energías renovables en al menos un 32% o la mejora de la eficiencia energética en un 32.5%.

La Comisión Europa busca orientarse hacia una Economía Sostenible, baja en carbono; alineada con los objetivos del Pacto Verde Europeo. Con el fin de alcanzar esta economía competitiva y neutra en huella de carbono, conocer y controlar las emisiones de los gases es un aspecto clave. Es por ello que muchas empresas están priorizando el  cálculo de la huella de carbono con el fin de buscar soluciones óptimas para su reducción o compensación para fruto de la responsabilidad social.

NUESTRA APORTACIÓN:

Desde Grupo PFS, estamos comprometidos con el cambio climático. Es por ello que, un año más, hemos calculado nuestra huella de carbono del año 2020, a pesar de no estar obligados por ley.

Para ello, hemos realizado  el registro de nuestras emisiones para los alcances 1+2 conforme a las herramientas propuestas por el Ministerio para la Transformación Ecológica y el Reto Demográfico.

El registro ha sido reconocido por parte del Ministerio con el distintivo huella de carbono, por el que confirmamos nuestro empeño en la descarbonización progresiva.